Unreal Engine 4 y el futuro de los videojuegos móviles

Unreal Engine 4 y el futuro de los videojuegos móviles

Publicidad

Unreal Engine es bien conocido por ser uno de los principales motores de juegos en el mundo de las PC, ya que varios títulos importantes de videojuegos han sido desarrollados gracias a este.

Sin embargo, como bien sabemos, hoy en día no todo es PC y sedentarismo: el mundo ya gira en un entorno móvil y de smartphones, y es por eso que traemos un pequeño demo del Unreal Engine 4 corriendo en un Nexus 5.

Desde Unreal Engine 3 los desarrolladores de juegos móviles han aprovechado los beneficios de este motor al lado de los cada vez más potentes GPU de los teléfonos inteligentes, pudiendo alcanzar grandes gráficos en dispositivos pequeños.

La adopción tampoco ha sido mala, y es algo que ha ayudado a que el motor sea bien recibido en nuestros dispositivos Android, logrando obtener resultados que no tienen nada que envidiarle a una computadora de hace un par de años.

Unreal Engine decidió dar un vistazo a la versión 4 de su motor dentro de un Nexus 5, y los resultados son verdaderamente increíbles. Cabe notar que el Nexus 5 no es el dispositivo más poderoso de Android en cuestiones gráficas, ya que incluso hemos visto al Shield de Nvidia estar cerca de recibir una adaptación de Portal, por lo cual, esta es sólo una pequeña parte de lo que está por venir.

Hemos visto pequeños proyectos aprovechar los beneficios de Android y crear consolas más accesibles y portátiles con base en este sistema operativo, con un gran catálogo de juegos que sigue creciendo día a día y que los usuarios desean adquirir.

Aunque no sea comparable (aún) el nivel de gráficos actual de las PC o las consolas con las de un smartphone, varios juegos pueden ser adaptados con un pequeño revés en los gráficos, lo cual sólo terminaría beneficiando tanto al usuario, al otorgarle un título que quiere jugar pero no tiene consola para hacerlo, como a la empresa, que podrá vender dicho juegos para los dispositivos, logrando expandir un mercado ya explotable y redituable.

El futuro de los videojuegos móviles va más allá de un Candy Crush o un Flappy Bird; los gráficos de un Dead Trigger 2 o la física de un Smash Hit son sólo un ejemplo del logro que se puede obtener al aprovechar el poder que brindan los smartphone al día de hoy.

No sólo de gráficas vive el gamer, pero no caería mal poder jugar un Titanfall en el próximo Nexus.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Inicio