En Villa Talea de Castro (Oaxaca) desafían a las gigantes telefónicas

En Villa Talea de Castro (Oaxaca) desafían a las gigantes telefónicas

Publicidad

La noticia difundida el pasado lunes y generada en el municipio Villa Talea de Castro, Oaxaca, sobre el desarrollo de su red propia de telefonía celular, pudiera parecer una nota más de una comunidad que se las tiene que ingeniar por si sola para salir adelante. Finalmente hay cientos de comunidades en todo el mundo que día a día deben ser creativos para superar adversidades de todo tipo.

Sin embargo en esta comunidad oaxaqueña se mezclan temas interesantes como la tecnología, la competencia y el desafío a grandes empresas de telecomunicaciones. Previo a relatar esta historia conviene decir que dicho municipio se ubica en la parte centro-norte del estado y a 113kms de la capital del estado. De acuerdo con CONAPO en 2005 tenía 2 mil 324 habitantes. Para 2013 tan solo mil 864 (una disminución de 19.8%) aunque según sus pobladores ronda los 2 mil 500.

EL CONTACTO CON VILLA TALEA DE CASTRO

Para saber más sobre este gran ejemplo de emprendedurismo social o colectivo en Xataka-México nos dimos a la tarea de indagar mayores detalles respecto a la mayoría de las notas informativas hasta ahora publicadas.

De entrada gracias al Internet fue fácil dar con información básica del municipio y del número telefónico de la Presidencia Municipal. En mi primera llamada me contestó el Regidor Raúl Vázquez Martínez, quien atentamente me pidió llamará 30 minutos más tarde pues el conocedor del tema estaba ausente. Simplemente alcanzó a decirme que él no utiliza el servicio de telefonía móvil pues no tenía celular, aunque piensa adquirir uno.

En mi segunda llamada pude hablar con Alejandro López, la persona que el Regidor Vázquez me había recomendado contactar. Me presenté y le indiqué el motivo de mi llamada y sin chistar aceptó la entrevista. Con una voz afable y una actitud muy amable comenzó a responder a mis primeras preguntas. En todas ellas respondió seguro y confiado, notándose que tenía ya experiencia en ello a raíz de la fama del municipio por este caso. Varios medios ya le han contactado.

Alejandro, quien funge en el municipio como el Secretario del Síndico Municipal (uno de los miembros del Cabildo) y además es el encargado de cobrar los 15 pesos de tarifa mensual del servicio de telefonía móvil, comenzó señalando que dicho servicio tiene seis meses en operación (inició el 10 de marzo) y a la fecha cuenta con 700 usuarios, una cifra nada mal si se considera la población del municipio.

EL COMIENZO

Desde hace años existe la telefonía fija en Villa Talea de Castro y actualmente alrededor de 100 casas poseen teléfonos fijos con Telmex, dice Alejandro. Además existen casetas públicas de esta compañía. Sin embargo los altos costos por el servicio, principalmente de las casetas públicas, los conllevó a buscar tiempo atrás otras opciones más baratas para comunicarse con sus familiares que viven fuera del municipio, principalmente en Seattle, Los Ángeles y el Distrito Federal.

Usuario

En 2008 contactaron a Telcel para que brindara en la comunidad el servicio de telefonía celular. La compañía no se negó pero les pidió que primero construyeran una carretera que llegase hasta la cabecera municipal y además introdujeran la energía eléctrica.

Llevar a cabo dichas inversiones solicitados por la empresa telefónica era imposible para las finanzas municipales, así que se resignaron con Telcel pero no con su deseo de contar con el servicio. Luego de varios años buscando alternativas dieron con Rhizomatica, una organización extranjera especializada en el tema (www.rhizomatica.org). Rhizomatica les brindó asistencia técnica para desarrollar su proyecto.

Posteriormente, y previa aprobación del Ayuntamiento, dicha organización les proveyó de la antena necesaria para transmitir la señal celular. El 5 de marzo pasado se iniciaron las pruebas de transmisión y con la búsqueda de la ubicación adecuada para la antena.

Finalmente el 10 de marzo se instaló en su lugar definitivo y el servicio comenzó a operar el mismo día, siendo la empresa proveedora del tiempo aire Casatel, una empresa “mexicana” con la que están contentos y quien les brinda el costo más bajo, dice Alejandro. (En una búsqueda rápida en Internet no se localizó a una Casatel en México pero sí en Guatemala y en España).

CÓMO FUNCIONA EL SERVICIO Y COSTO

El procedimiento que debe seguir el usuario para utilizar el servicio es el siguiente: a) Pasar a Sindicatura a pagar 15 pesos de cuota mensual. b) Con su recibo de pago deben acudir a Radio Comunitaria (también tiene señal de radio propia). c) En Radio Comunitaria indican cuanto tiempo aire quieren cargar y se realiza el pago respectivo. Las recargas inician desde los cinco pesos. Como es un servicio de prepago los usuarios no realizan contrato. d) Cuando el usuario consume su tiempo aire y/o se vence el mes, éste debe seguir procedimiento anterior.

Los beneficios de este servicio celular no sólo aplican a los usuarios en Villa Talea de Castro. También se expande hasta sus familiares que viven en México y en Estados Unidos. Para el caso de quienes viven allende el Río Bravo, ellos deben marcan un número local especial en la ciudad en que se encuentren y automáticamente los conecta con una operadora y quien a su vez les comunica con un teléfono en el municipio (fijo o móvil) por una tarifa reducida.

Y hablando de las tarifas algunas de ellas son las siguientes: - Llamada a EUA a teléfono fijo: 20 centavos de peso por minuto. - Llamada dentro de México a teléfono fijo: 50 centavos de peso por minuto. - Llamada dentro de México a celular: 83 centavos de peso por minuto.

“LA COMPETENCIA ES BUENA”

Alejandro nos dice que la “empresa” formada en su comunidad es una empresa social y que por ahora no tiene una estructura organizacional definida y formal. Añade que todavía están en etapa de prueba para definir estos puntos muy relevantes. Al momento no ha habido utilidades pues los ingresos sólo alcanzan para pagar costos fijos (tiempo aire, luz, renta al dueño del terreno donde está instalada la antena, etc.).

Telcel Iusacell Movistar

Un hecho interesante y reciente es que personal de Telcel los visitó hace como tres o dos meses y ofrecieron sus servicios usando las instalaciones del municipio, pero la autoridad municipal se negó. La empresa se marchó y ya no regresó. Otras compañías telefónicas no han ido. Alejandro me confiesa que no están cerrados a hacer tratos con ellos pues la competencia “es buena” y aceptarían que hubiera otros proveedores de servicios que compitan con su empresa comunitaria.

QUERER ES PODER

Para concluir la entrevista le pregunto a Alejandro que le ha dejado toda esta experiencia. Sin pensarlo dos veces me responde: “Es una experiencia muy bonita e invitaría a las demás comunidades [sin telefonía celular] a aventurarse para que las grandes empresas o monopolios se den cuenta de que sí hay opciones para apoyar a la población más necesitada”.

Ante esto se me viene a la mente el dicho “querer es poder” y hasta ahora, las grandes empresas telefónicas no han querido. Luego se quejan de su mala fama.

Imágenes | Panoramio | Jornada de Oriente

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Inicio